Estás pensando entrar a tu primera competencia? Te decimos lo que tienes que saber...

A continuación, te indicamos cómo hacer tu mejor esfuerzo y divertirte en tu primera competencia de boulder.

Los escaladores de todo el mundo hablan de Tokio 2021 porque, por primera vez, la escalada será parte del escenario más importante de los deportes.

Por supuesto, las competiciones de escalada han existido durante décadas, pero demuestra que la competición es un aspecto atractivo del deporte. De hecho, la mayoría de los mejores escaladores del mundo, incluidos los que actúan al aire libre, comenzaron en competencias locales en gimnasios exactamente como el suyo. Entonces, si tiene ganas de desafiarse a sí mismo, ese es un buen lugar para comenzar.

Nuestros gimnasios locales nos dan la oportunidad de ponernos a prueba en divertidas competencias de boulder de la comunidad. Si han notado el nuevo cartel en tu gimnasio que anuncia la próxima competencia y están debatiendo si debes registrarte, aquí hay algunos consejos para ayudarlo a tener la mejor experiencia posible.

Cómo funciona una competencia de escalada

Una competencia típica de boulder, los armadores de los bloques elaboran varios problemas de boulder de cada grado y estilo para que todos los niveles puedan competir a la vez. Desde fuera, esto parecerá una noche muy ajetreada en el gimnasio, pero por dentro es una sala increíblemente solidaria llena de escaladores que están tratando de hacer los cinco o más boulders con la puntuación más alta que pueden o intentando realizar el boulder en menos intentos depende del formato de la competencia.

No estarás en un escenario frente a todos como en las competiciones de alto nivel que ves en Youtube en la IFSC, pero tus compañeros competidores te estarán mirando y animándote, compartiendo la mejor beta y grabando tus pegues en tus intentos guardando tus mejores boulders.

Registro

Las competencias generales son para todas las edades y se dividirán en varias categorías, generalmente principiantes, intermedios, avanzados y abiertas o de élite. Lea las categorías y sus parámetros y decida dónde encaja mejor.

Los competidores que "cachirulean" o eligen una categoría más baja para asegurarse una victoria, a menudo serán llevados a la siguiente categoría en función de su desempeño, por lo que si estás indeciso, elegir desafiarte a ti mismo es a menudo la mejor opción.

He estado en muchas competencias que tienen más de 20 competidores intermedios pero solo algunos pocos en avanzados.

Como prepararte para una competencia de escalada

Una vez que estés registrado y emocionado, es hora de prepararse para el gran día. Asegúrate de haber empacado todos tus artículos de gimnasio normales: zapatos para escalar, magnesia, cepillos, etc.

Recuerda descansar apropiadamente para la competencia no es la mejor idea una sesión un día antes de la competencia.

Lleva más agua y snacks. La mayoría de los días de compensación tienen un volumen más alto que su sesión normal, y es probable que se esfuerce mucho, así que no escatime en la comida.

Que pasa en el día de competencia 

Llega temprano al gimnasio para poder registrarte. Esto también te dará tiempo para caminar por el gimnasio y ver los problemas que los armadores han creado. Normalmente no se te permite tocar los agarres hasta que comience la competencia, pero puedes dedicar un tiempo a imaginar tus betas.

Te darán una tarjeta de puntuación que coincide con los boulders numerados y deberías poder encontrar fácilmente qué problemas son los de tu categoría.

Calienta bien antes de empezar la competencia esto reducirá el riesgo de alguna posible lesión y mientras trata de generar una posible estrategia para tu competencia por ejemplo en caso de que te dejen seleccionar los boulders que intentaras escoge los que son de tu estilo primero para realizarlos con facilidad y terminar de calentar.

Competir

Justo antes de que comience la competencia, alguien te dirá las reglas. ¡Presta mucha atención! Es probable que se te pida que realices un seguimiento de cada intento en tu boleta y, al terminar el boulder, deberás obtener las firmas de los testigos. Las reglas sobre lo que constituye comenzar y terminar un problema también pueden ser un poco diferentes de lo que estás acostumbrado. Haz preguntas si no comprendes bien las reglas.

En una competencia tratamos de exigirnos un poco más de lo normal y en ocasiones puedes lastimarte en algún movimiento, por lo que siéntete cómodo de abandonar la competencia en caso de que sientas alguna molestia en algún dedo o articulación. Enseñate a escuchar tu cuerpo una lesión puede recuperarse en unas semanas reconociéndola a tiempo, no te preocupes siempre habrá competencias de diferentes estilos formatos y dificultades.

Recuerda hidratarte bien, comer pequeños snacks para recargar tu energía y por supuesto no olvides entregar tu tarjeta de puntuación al finalizar.

Post Comp

Una vez que la escalada haya terminado, habrá un tiempo antes de que se cuenten las puntuaciones y se entreguen los premios. Cámbiate de ropa y relájate. Sal con tus amigos competidores a comer o disfruta de la fiesta en el gimnasio.

Antes de que anuncies los resultados, decide cómo te sientes con respecto a tu desempeño. ¿Estás contento con tu estrategia y cómo escalaste? La respuesta será subjetiva pero te ayudará en la próxima competencia, sin importar tu resultado en cuanto a la competencia.

Las competiciones son una manera fantástica de experimentar otra faceta de la escalada que hacen de este deporte tan único y especial: personas de varios niveles de habilidad y edades compitiendo simultáneamente. No es raro trabajar en un boulder y animar a alguien que tiene la mitad o el doble de tu edad. De hecho, la palabra competencia en sí contradice en cierto modo la naturaleza solidaria de las competiciones.

En cada una de las competencias en las que he asistido, los escaladores comparten constantemente la beta, cepillan los agarres entre sí y animan a las personas con las que compiten.

Deja un comentario

Todos los comentarios son moderados antes de ser publicados